miércoles, 31 de diciembre de 2008

Cálido invierno

Cálido invierno.
El amor acarició mis labios,
secos, partidos, agrietados.
Tocó mis manos,
frías, duras, inertes.
Se asomó dentro del pecho,
y miró con su dulzura mi corazón,
triste, imperceptible, silencioso.

Y sólo bastó que el amor
se me acercara,
me estrechara,
me abrazara,
me besara,
y me hiciera suya,
para que mis labios
se humectaran y sonrieran,
mis manos revivieran
y mi corazón latiera,
al ritmo de la felicidad.

Amor, ¡Feliz Año Nuevo!

1 comentario:

M4st3r-X- dijo...

es bueno saber que haz encontrado la felicidad de nuevo
sigue adelante